Rociadores automáticos, como funcionan

Los rociadores automáticos contra incendio son las instalaciones fijas más usadas en la lucha contra incendios. Su gran virtud es que engloban tres aspectos fundamentales: Detección, alarma y extinción.

Los rociadores suelen llevar incorporados unas válvulas o cabezas rociadoras llamadas sprinklers. A determinada temperatura preestablecida esas válvulas se abran dejando salir el agente extintor para apagar el fuego. El agente extintor corre por un sistema de tuberías hasta las válvulas que se han abierto.

Vida útil de los rociadores:

La vida de estas instalaciones contra incendios depende del tipo de rociadores y del lugar donde estén instalados. Por rociador automaticonorma general los rociadores estándar tienen una vida útil de 50 años. Pero debemos tener en cuenta que si la instalación se encuentra en exteriores y por tanto la acción corrosiva de la lluvia, viento y otros factores atmosféricos, la vida útil puede ser menor.

Mantenimiento de los sistemas de rociadores

Como casi siempre en estos casos la empresa instaladora de materiales contra incendios rociador automaticoresponsable de nuestra instalación se encargará de las revisiones periódicas y de supervisar el buen estado de todas las válvulas y componentes de estos sistemas de extinción de incendios.

Pero nosotros debemos tener en cuanta algunos factores para la correcta conservación de lo rociadores. Es muy importante no manchar de pintura estos elementos. Al pintar las instalaciones debemos avisar a los pintores para que protejan convenientemente los rociadores y no sean inutilizados por efecto de la pintura. También es importante evitar golpes y vigilar la posible corrosión. Si un rociador ha sido afectado por golpes, pintura o corrosión debemos avisar cuanto antes a la empresa instaladora de sistemas contra incendios para que revise el rociador y en su caso que lo sustituya.

Recuerde que un rociador en mal estado por efecto de la pintura o un golpe puede tener efectos catastróficos en el edificio en caso de incendio.

El agente extintor de un sistema de rociadores automáticos dependerá del riesgo y del lugar a proteger. Los agentes pueden ser desde agua pulverizada, pasando por CO2 o algún agente extintor gaseoso. En los lugares donde el valor de los bienes es muy grande y el agua puede ocasionar tanto daño como el fuego se usarán gases tipo fm 200 o similares. Pensemos en un museo donde al agua podría dañar las pinturas tanto como el fuego.

Share

Agentes extintores gaseosos

Los agentes extintores de gas son gases que inundan toda la zona afectada por un incendio y por tanto consiguen apagarlo rápidamente, sin riesgo eléctrico y sin dañar a las personas, equipos o instalaciones. Los más comunes son el CO2 y los derivados halogenados. El más conocido es el halón 1301 pero ha sido prohibido por su gran impacto en la capa de ozono y ha sido sustituido por otros gases extintores como el fm 200 o el hfc 227.

Vamos a distinguir entre los extintores de CO2 y el resto de agentes gaseosos de extinción ya que sus usos suelen ser distintos:

Extintor de CO2: el CO2 es un gas que se almacena a presión elevada en extintores. Cuando se usa normalmente se solidifica en parte y aparecen una especie de copos blancos llamados “nieve carbónica”. La gran ventaja es que no conduce la electricidad y que daña menos los equipos que otros tipos de extintores. Se puede usar para fuegos de tipo A, B y C. extintor de CO2Está indicado para apagar fuegos donde exista riesgo de presencia de corriente eléctrica. Tras su uso hay que ventilar las zonas donde se ha descargado para que entre de nuevo oxígeno y no debe usarse en abundancia en presencia de personas.

Otros gases: son derivados de la halogenación de hidrocarburos. El más conocido es el halón 1301 pero por su alto contenido en CFCs fue prohibida su utilización por el gran daño que causaban a la capa de ozono. En busca de alternativas a este gas se a logrado descubrir otros gases igual de eficaces y que no dañan ni a la capa de ozono ni a las personas. Es el caso del conocido como fm 200 (Heptafluoropropano) o HFC 227 ea es el que más ha extendido su uso, aunque hay otros.

Este tipo de gases son capaces de sofocar un incendio en 10 segundos y sin dañar equipos, materiales ni a las personas. Para usarlos se necesita una instalación específica que puede instalar cualquier empresa instaladora mantenedora de sistemas contra incendios. Su uso es indicado en lugares donde el material sea de alto valor (centros de datos, galerías de arte, bibliotecas, servidores) en definitiva lugares donde apagar un incendio con agua provocaría tantos daños el agua como el propio incendio.

La gran ventaja de los agentes gaseosos es que se expanden por todo el recinto y por tanto llegan a todas las partes del fuego sin problemas, la desventaja es que su uso no sirve en exteriores. Estos gases son indicados para extinguir fuegos de clase A,B y C (combustibles sólidos, líquidos y gases).

Share

FM 200 agente extintor FM 200 uso y aplicaciones

El FM 200 es un agente extintor, se trata de un gas incoloro, no conductor de la electricidad y casi inodoro. Es muy eficiente para la extinción de incendios de tipo A, B y C. Este gas se aplica donde antiguamente se usaba el halón 1301. Pero la gran ventaja del FM 200 sobre el halón es que no atenta contra el medio ambiente ni supone ningún riesgo sobre las personas. Es por tanto un agente extintor limpio.

Características:

Este gas es heptafluorpropano y para los sistemas contra incendios de envasa en estado líquido en cilindros metálicos de alta presión lo que reduce considerablemente el espacio para almacenarlo.

Como funciona el FM 200

En caso de incendio Este gas se mueve por medio de unas tuberías llegando hasta las boquillas donde se descarga en estado gaseoso. Al ser un gas invade todo el espacio llegando a sitios donde otros agentes extintores no pueden llegar. La descarga se realiza en un tiempo máximo de 10 segundos. En sólo ese tiempo el fuego habrá sido sofocado. Este gas lo que hace es romper la reacción en cadena del fuego extinguiendo la energía calorífica de la llama. Apagando los incendios inmediatamente.

FM 200Ventajas del FM 200:

Las grandes ventajas de este gas son su rápida acción contra incendios, ya que es capaz de extinguirlo en menos de 10 segundos. La segunda gran ventaja es que al ser un gas no daña los materiales existentes (no daña ordenadores, ni documentación, ni equipos eléctricos o electrónicos). Y la tercera es que es un gas no tóxico, por lo que puede usarse en presencia humana sin problemas.

Instalaciones contra incendios del FM 200:

Para poder usar un sistema de protección contra incendios basado en el gas FM 200 debemos previamente hacer una instalación. Se puede pedir presupuesto de estas instalaciones en cualquier empresa especializada. Aquí ponemos una de ellas: Instalaciones contra incendios. La instalación necesaria será un cuarto donde almacenar los cilindros con el gas (no se necesita demasiado espacio) desde los cilindros una instalación de agente extintor fm 200unas tuberías especiales que van hasta el área a proteger y por último unos rociadores. Por supuesto que la empresa especializada deberá acompañar esta instalación con los detectores de incendios, alarmas y señalización correspondiente.

Donde es recomendable usar el agente extintor FM 200:

En cualquier lugar donde el valor de las instalaciones, equipos, documentación, etc sea importante. Además al no dañar equipos y no ser tóxico en caso de incendio se puede retomar el trabajo casi inmediatamente después de su extinción. Sitos recomendados para usar este sistema:

–         Bibliotecas (no daña los libros)

–         Datacerters (no daña ordenadores, servidores, etc)

–         Archivos (cualquier lugar donde existe documentación importante o archivos)

–         Lugares donde se encuentran los servidores de las empresas

–         Galerías de arte y museos

–         Cualquier lugar donde un incendio pueda paralizar el trabajo de una empresa.

Share